Resultado de imagen de icono telefono Llámanos ahora: +34 900 823 524

Les recordamos que pueden contactar con nosotros en el teléfono 900 823 524, en donde les ayudaremos en todas las preguntas que puedan tener.

 

¿Qué dice la normativa para instalar un desfibrilador?

Principalmente el Ministerio de Salud a través del BOE 365/2009 viene a recomendar su instalación en lugar público y empresa privada, siendo las comunidades autónoma las que puedan concretar detalles, y así cada comunidad autónoma se rige por su propia legislación o decreto. Puedes consultar las diferentes legislaciones de cada CC.AA. clicando aquí (Normativas CC.AA.) o accediendo al link de Legislación del apartado de Noticias y Recomendaciones.

 

¿Qué es un paro cardíaco súbito?

Paro cardíaco súbito simplemente significa que el corazón deja de latir en forma inesperada y abrupta. Por lo general, esto es causado por un ritmo cardíaco anormal llamado fibrilación ventricular (FV).

 

¿Es lo mismo un paro cardíaco súbito que un infarto?

No. El infarto es un trastorno en el cual el suministro de sangre al músculo cardíaco se bloquea en forma repentina, lo cual produce la muerte del músculo cardíaco.  Por lo general (aunque no siempre), las víctimas de infartos sienten un dolor en el pecho y usualmente permanecen conscientes. Los infartos son serios y a veces pueden producir paros cardíacos súbitos. Sin embargo, el paro cardíaco súbito puede ocurrir independientemente de un infarto y sin señales de advertencia. El paro cardíaco súbito produce la muerte si no se trata de inmediato.

 

¿Quiénes tienen riesgo de sufrir un paro cardíaco súbito?

Aunque la edad promedio de las víctimas de un paro cardíaco súbito es de aproximadamente 65 años, este es impredecible y puede afectar a cualquiera, en cualquier lugar y en cualquier momento.

 

¿Qué es la fibrilación ventricular?

La fibrilación ventricular (FV) es un ritmo cardíaco anormal que se observa con frecuencia en el paro cardíaco súbito.  Este ritmo es causado por una actividad eléctrica anormal y muy rápida en el corazón. La FV es caótica y desorganizada; el corazón solo tiembla y no puede bombear sangre de manera eficaz.  La FV dura poco tiempo y se deteriora hasta convertirse en una asistolia (un trazado plano) si no se trata oportunamente.

 

¿Cómo se trata la fibrilación ventricular?

El único tratamiento eficaz para la fibrilación ventricular es una descarga eléctrica. La corriente eléctrica pasa a través del corazón con el objetivo de detener la fibrilación ventricular y darle al sistema eléctrico normal del corazón la oportunidad de tomar el control. Esta corriente le ayuda al corazón a reorganizar la actividad eléctrica para que pueda bombear sangre de nuevo. Un desfibrilador externo automático (DEA) puede desfibrilar el corazón.

 

¿Qué es la taquicadia ventricular?

Es otro tipo de fenómeno que puede solventarse con el desfibrilador. Consiste en que los ventrículos del corazón aumentan anormalmente su frecuencia de bombeo y el fluir de la sangre no es correcto.

 

¿Como podemos saber si una persona requiere del desfibrilador?

Los desfibriladores son útiles para aquellos paros cardiacos en donde existan taquicardias o fibrilaciones ventriculares. El propio desfibrilador hace automáticamente una chequeo (electro) donde comprueba que exista fibrilación, en este caso nos indicará que pulsemos el botón (en caso de ser semiautomático) para que se produzca la descarga. Si fuera automático, nos avisaría y a continuación procedería a realizar la descarga. En caso de no ser necesaria, el equipo no hará descarga alguna, aunque pulsáramos el botón por error en el caso de los semiautomáticos.

 

¿Puede manejar el desfibrilador una persona que no haya recibido el curso de formación?

El principio de los desfibriladores es que sean dispositivos sumamente sencillos de manejar que posibilite su uso a cualquier persona. Allí donde se instale un desfibrilador es muy recomendable que hubiera un grupo de personas formadas y acreditadas (según la normativa de la comunidad autónoma) con conocimientos del uso del desfibrilador (soporte vital básico) y RCP (reanimación cardiopulmonar).

 

Y, ¿desde el punto de vista legal?

Existe una normativa legal que regula y recomienda su instalación, y para tranquilidad de todo el mundo, podemos asegurar que mediante el uso de un desfibrilador automático, NUNCA se podrá empeorar la situación, ya que actuará solo en caso necesario. En cualquier caso podemos complementar el servicio con un seguro de responsabilidad civil específico por la utilización del desfibrilador automático.

Todos tenemos la obligación de intentar socorrer a un accidentado, en cualquier caso el principio legal del “buen samaritano” nos salvaguarda de cualquier responsabilidad civil y penal.

 

Dónde se recomienda tener un desfibrilador automático externo?

Los organismos internacionales que estudian el riesgo de un paro cardiaco súbito o una fibrilación ventricular, han hecho recomendaciones para tener desfibrilador automático externos en todos los lugares de concentración masiva o flujo elevado de personas, tales como centros de convenciones, deportivos, aeropuertos, centros comerciales, escuelas y universidades, hospitales, hoteles, etc. De hecho, es recomendado tener un desfibrilador automático externo disponible a una distancia recorrida caminando cada 90 segundos.

 

¿Es un desfibrilador infalible?

Son 3 los factores claves:

  • La persona: el disponer de un desfibrilador no implica que ante cualquier parada cardiaca se consiga el éxito, ya que intervienen multitud de factores, la primera es que cada persona somos única y esto supone que ante un problema cardiaco este puede ser de diversa índole.
  • Tiempo de aplicación del desfibrilador: los 4-5 primeros son vitales, cada minuto que pasa, las complicaciones aumentan en un 10%.
  • Tiempo de llegada de los servicios de emergencia: los desfibriladores son dispositivos diseñados para superar una situación crítica e inmediata, que permita dar tiempo a llegar a los profesionales médicos. Es por ello que rapidez con la que actuemos será vital y también debemos contactar inmediatamente con los servicios de emergencia 112.

 

¿Tiene mantenimiento un desfibrilador?

Como todo dispositivo electrónico dispone de unos elementos que tienen caducidad, es el caso de la batería que alimenta su funcionamiento, o de los electrodos autoadhesivos que se aplican al accidendato, en cualquier caso se trata de un dispositivo que puede y deseamos que este la gran parte de su vida en situación de alerta pero no en uso, por lo tanto debe haber alguien encargado de revisar periódicamente que todo esta en perfecto estado para el momento que pudiera ser preciso. Un ejemplo: un extintor que es un aparato mecánico (no tiene nada de electrónica) debe ser revisado periódicamente para estar seguros que en caso de necesidad esta en perfecto estado.

Es muy recomendable una revisión anual de manera preventiva.

 

¿Quien y cada cuanto tiempo se hace el mantenimiento del desfibrilador?

Evidentemente personal cualificado, ya que se trata de dispositivos sofisticados que solo pueden ser manipulados por especialistas; generalmente el equipo de profesionales del propio fabricante o profesionales autorizados.

 

¿Qué es mejor opción comprar o renting?

Ante la opción la compra esta el desembolso de una cantidad de dinero que puede oscilar entre los 1.300€ y los 6.000€ por el desfibrilador a lo que habría que sumar los importes de la formación de personal, instalación, línea de teléfono, mantenimiento periódico y cambio de suministros (batería y electrodos), seguro RC, posibles roturas, robos u obsolescencia; así como asignar a personas que debieran estar pendientes de su estado. Nosotros recomendamos a las empresas contratar un servicio integral donde unos profesionales se encargan de todo lo relacionado con el desfibrilador, pero siempre le asesoraremos de otras opciones, como comprar un desfibrilador en propiedad, según sus necesidades.

 

¿Es mejor un DEA más caro que uno más económico?

No siempre. El precio de los desfibriladores está muy poco sujeto hoy en día al coste real de los componentes y materiales, y básicamente las diferencias de precio vienen marcadas por la investigación, el marketing y sobretodo por el margen comercial que aplican los distribuidores, excepto en equipos antiguos o claramente inferiores. Si busca usted en tiendas de Estados Unidos (por internet) verá que el el mismo desfibrilador tiene un precio muy similar al de otros equipos que en España resultan mucho más caros. ¿Cómo puede ser? Muy sencillo: porque los distribuidores en España de esos equipos aplican márgenes mucho más altos. Nosotros al trabajar directamente con el fabricante podemos aplicarle el mejor precio posible, tanto en compra como en renting.

 

¿Qué es la columna de rescate cardiaco (CRC)?

Se trata de un soporte para la ubicación del desfibrilador que cuenta con un amplio espacio como elemento o soporte publicitario, aprovechando un elemento de seguridad como lugar de atención al tráfico de gente. En nuestra opinión, como expertos o responsables de la seguridad en el trabajo o la prevención de riesgos, debemos de centrar nuestra atención en un servicio de valor añadido, y en todo caso los expertos de marketing en "el mueble" o los elementos publicitarios que estimen puedan rodear o adornar al desfibrilador.

© 2018 Global Cardiac Services - TECHNOLOGY 2050 SL